— WELCOME!
Bienvenido Invitado al instituto Paradise. Un lugar donde se promueve la convivencia entre distintas razas, donde los conflictos del mundo actual salen a relucir pero por sobre todo los placeres se vuelven inigualables. ¿Te atreves a descubrirlos?.
Para contactar de forma directa a la administración del foro y de manera privada pueden solicitar amistad a la siguiente cuenta exclusiva del foro:
— Club Leaders
Cheerleader - None
Astronomy - None
Basket - None
Cuisine - None
Equestrianism - None
Photography - None
Herbology - None
Music - Abigail
Swimming - Laila
Soccer - None
Theater - None
Tennis - None
— Teacher's Council
— Student's Council
NAME
NAME
NAME
NAME
NAME
NAME
— CENSO
El censo automático contará un número demás por lo que para saber el número real de integrantes deberán restarle 1.
— GOSSIP KING NEWS
Gossip
Para: All
Hola Hola alumnos, profesores, trabajadores; Queridos Donovan y Eva... ¿Sabéis quién ha vuelto? Si exacto, vuestra peor pesadilla. Pasaba por aquí a enviar mi peculiar presentación, no he podido evitar emocionarme con la llegada de carne fresca. Muchas caras nuevas y con ello una ingente cantidad de sabrosos chismes que contar, lo siento, aquí en Paradise ya no existen los secretos. Nos estaremos viendo por aquí mis queridas víctimas. ¡¡Ah!! Se me olvidaba, Feliz Navidad.
-- Nightmare --
— HIVA OA'S WEATHER & INFO
El invierno se hace presente y el fin del año es inminente, la isla se encuentra teñida de un hermoso blanco, el lago más cercano se encuentra totalmente congelado en la superficie. Durante las noches es necesario ser precavido pues repentinamente cae la nieve y se suceden ventiscas. Por el día la temperatura alcanza unos 18° mientras que por las noches desciende por debajo del punto de congelación.
— Staff
Webmaster ─ Eva Paradise
Administrador ─ Donovan Lynch
— En línea
Últimos temas
» Blue Caos (Rol +18) [Afiliación Élite]
Mar Sep 26, 2017 6:06 am por Invitado

» — Libro de firmas
Jue Sep 21, 2017 12:31 pm por Kaihy Netsuke

» Kaihy Netsuke(W.I.P)
Mar Jul 11, 2017 9:36 am por Kaihy Netsuke

» Mythologíes [Afiliación Normal]
Jue Jul 06, 2017 11:28 pm por Invitado

» Southern Skies { Cambio de botón — AF. Élite }
Dom Jul 02, 2017 10:21 pm por Invitado

» Ficha de Jack Spencer
Miér Jun 14, 2017 3:18 pm por Donovan Lynch

» Loving Pets! - Cambio de botón [Élite]
Miér Mayo 31, 2017 3:09 pm por Invitado

» ─ Looking for the wolf
Lun Mayo 29, 2017 4:21 pm por Aedëlyon caius

» Por una buena causa [Priv.Selene]
Jue Mayo 25, 2017 8:36 pm por Takuto Harukaze

» El mundo de Takuto [Búsqueda]
Dom Mayo 21, 2017 9:04 am por Takuto Harukaze

» Hunter x Hunter Zero / Elite
Sáb Mayo 20, 2017 2:20 pm por Donovan Lynch

» Wonderful Dreams | Afiliación Élite [Apertura]
Sáb Mayo 20, 2017 2:11 pm por Donovan Lynch

» Fate/Light of Extinction [Elite — Cambio de botón]
Sáb Mayo 20, 2017 2:06 pm por Donovan Lynch

» SHINJU | Cambio De Botón
Sáb Mayo 20, 2017 2:01 pm por Donovan Lynch

» RatbagPunce —Cambio botón elite.
Sáb Mayo 20, 2017 1:59 pm por Donovan Lynch

¿Quién está en línea?
En total hay 1 usuario en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 1 Invitado

Ninguno

La mayor cantidad de usuarios en línea fue 22 el Vie Dic 02, 2016 9:00 pm.

I'm the crazy leader. Trick or treat? - Priv. Abigail Ashford - [+18] (G.)

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

I'm the crazy leader. Trick or treat? - Priv. Abigail Ashford - [+18] (G.)

Mensaje por Ayden Rothwell Myklebust el Jue Dic 08, 2016 6:47 am

FRATERNIDAD ZETA PI – 00:38 Am

Una noche más el excesivo sonido de la música provocaba el retumbar de las paredes aunque por alta que estaba la música se oían otras cosas más aún de por medio, gritos, golpes, cristales romperse y gemidos, ¿Claro, que creían, que no follábamos también? Pues si y como conejos; estar en esa fraternidad significaba enrollarse entre hermanos, entre amigos de toda la vida y entre enemigos por robarse novias/os o ligues, era una de las fraternidades más locas y sin sentido que tenía Paradise pero sin duda la más divertida y molona al final.
La noche transcurría como otras tantas, como líder siempre tenía la última palabra en todo y esto era una ventaja, acababa consiguiendo lo que quisiera, entre ellos a la tía que se me antojase sin que nadie tuviera huevos a contradecirme, en ello tenía que ver mucho el miedo que provocaba en algunos de los miembros dado que algún que otro integrante desapareció en raras circunstancias después de una movida conmigo. Tirado en la cama en compañía de dos féminas de igual raza a la propia disfrutaba de sus grandes dotes, no, no hablo de esos generosos pechos que estrujar, hablo de sus comportamientos, menudas manos y menudas lenguas tenían las muy zorrillas pero sin duda lo que me ponía eran esos mordiscos por el cuerpo. - HAHAHA Muerde con más fuerza nena, apenas siento esos colmillos hundirse. - Excitándome apoyaba las manos en las cabezas de estas mujeres presionando para que hundieran profundo esos colmillos, menudo placer se sentía cuando la piel se desgarraba al paso de los colmillos. - Tirar fuerte zorrillas, no siento nada AHAHAHA. - Que bien lo estaba pasado esa noche con ellas sin embargo con lo raro y cambiante que era al final agarrándolas de los cabellos las retiré de mi cuerpo con una gran sonrisa demente. - Os habéis portado muy bien, bajar y complacer a vuestros novios, decirles que el jefe se las devuelve enteritas y mas cachondas que una monja viciada a la masturbación. - Riendo solté sus cabellos incorporando el cuerpo para acercarme a las caras féminas mirando primero a una y luego a la otra susurrando con amplia sonrisa en los labios. - Largo. - Lo entendieron rápido, salieron corriendo semidesnudas y llenas de sangre de origen ajeno a ellas, osea, mi sangre. De nuevo me dejé caer sobre la cama estirándome tras un largo bostezo, sentía la erección bajar lento dejando que volviera a un estado medio normal el miembro. - Que asco de día, estoy aburrido, me rugen las tripas y estas zorras son muy monótonas. - Hablaba conmigo mismo pasando las uñas por la barriga rascando la piel, encontrar algo que hacer era una prioridad por encima de cualquier otra cosa.
Estuve por quedarme dormido si no fuera por la repentina llamada a la puerta, los sonidos eran continuos, pensé en pasar del sujeto hasta que al final la voz repetida de dos varones me obligó a levantar. - Que cojones os pasa, ¿No puedo estar en mi puta habitación tranquilo? Pedazos de mierda…. Por algo no llegáis a nada en esta jodida vida. - Decía vistiéndome entre gritos sin abrirles la puerta, ya estaba de mal humor gracias a ellos, siempre conseguían joderme el día, eran unos expertos. Caminando hacia la puerta esta se abrió de golpe gracias a la telequinesis, de frente estaban los dos varones mirando con mala cara aunque antes de que pudieran decir alguna palabra salieron volando a los lados del pasillo, uno golpeó contra la pared que había al final del corredor, el otro pude escucharlo caer escaleras abajo. Esto es lo mínimo que recibirían como respuesta por molestarme, una vez que mi puerta está cerrada ya pueden tener una buena excusa para molestarme y no la tenían, ellos eran los novios de aquellas zorras que pasaron rato conmigo y muy seguro querían recriminar algo.
Descendiendo escaleras abajo arremangaba la camisa doblando las mangas con mucho cuidado silbando una melodía con total indiferencia; arremangadas las mangas pasé las manos por los lados de la cabeza peinando el pelo de un gesto y aunque el pelo quedó atrás en cuanto daba un paso volvían a caer los mechones por la cara tan rebeldes como su dueño. Abajo estaban todos revueltos, drogas, fiesta, gritos, peleas que empezaban siempre por los mismos motivos, ya no era nuevo pero sabía como solucionar todo aquello de forma impecablemente rápida y sin dejar posibilidad a réplica. Alzando el dedo índice de la mano derecha la radio en la cual estuvo sonando la música salió disparada contra el techo estallando en mil pedazos acompañada de una estruendosa carcajada. - HAHAHAHA Bien bien, ahora que tengo vuestra atención tres cosas; No quiero que en mi ausencia digáis una sola palabra de mi paradero, si preguntan me mandáis un mensaje y los entretenéis con cualquier mierda. Dos, como en mi ausencia alguno se pelee es hombre o mujer muerta, deberá responder ante mi y si logra tener suerte que nunca la tienen, sólo os patearé la boca (breve pausa) Y por ultimo, ¡¡DISFRUTAR A TOPE HIJOS DE PUTAAAA!! - Estuvieron todos tensos, tragando saliva, se olía el miedo en el ambiente cargado de olores diferentes, el que yo estuviera ahí hablándoles de aquella forma los conseguía alterar al punto de cortarles el rollo. Que se jodan que no me hubieran votado como el líder de la fraternidad, aunque por el momento no habían tenido los cojones suficientes de echarme del puesto, algo hacía bien.
La sonrisa desquiciada no se borró de los labios en ningún momento, al contrario, se ensanchó al verlos a todos con las caras desencajadas tratando de escoger entre si seguir con la fiesta o irse a dormir. Riendo tomé rumbo a la salida en dirección a los alrededores del complejo, en principio no tenia rumbo fijo hasta que recordé que aún tenía sin regar las plantas de marihuana que escondía para consumo propio; cuando madurasen claro.


INVERNADERO PARADISE – 01:00 Am

Ya es entrada la noche, no creía que nadie se centrase en ir al invernadero a esas horas por tanto era el momento perfecto para revisar el estado de mis niñas bonitas. Entre bailes y gestos con los brazos entraba alegre por el invernadero, sin hacer ruido claro, dentro todo estaba en calma, nadie estaba vigilando y por el momento no encontraba indicio de que otro alumno o alumna estuviera merodeando como yo; debo decir que ya no era la primera ni sería la última vez que encontraba o encontraría a algún otro por ahí así que inhalando el aroma concentrado dentro me cercioné de no equivocarme, todo estaba bien, no había rastro de olor diferente al de las plantas.
Caminando entre los estrechos pasillos cargados de diferentes tipos de plantas alcancé pronto la posición de las plantas de marihuana perfectamente camufladas entre otras plantas con olores más fuertes, ellas camuflaban el olor de las mías sin problema. Tenían buen aspecto, estaban bastante avanzadas, sus hojas no lucían enfermas y el olor que desprendía indicaba que iba a ser una buena cosecha. Para asegurarme le hice una pequeña muesca con la uña en el tallo esperando que brotase de su interior la salvia, si brotaba es que estaba más fuerte de lo esperado. No tuve que esperar mucho para ver que las gotas de salvia emanaban de la herida. - Lo siento amor, tenía que comprobar que mereces el tiempo que gasto en ti. - Pasando el brazo por detrás de su tallo acercaba la cara frotándola en las hojas de la planta riendo bajo. - Sabes que eres mi amante favorita pero no puedo permitir que estés dentro de mi si no mereces la pena, no es por ti, es por mi agradable colocón. - Riendo un poco más escuche pasos cercanos, paré de reír escondiéndome camuflado entre las plantas esperando a ver que es lo que pasaba, a lo mejor tendría un bocadito para la noche, hoy no estaba de humor para que me molestasen; ya era la segunda vez que me cortaban el rollo. - Ya vienen a joder. - Susurrando me fui agazapando entre las plantas amenazando con saltar sobre la presa que invadía el territorio ahora mio. Con sigilo iba moviendo la presencia por el invernadero siguiendo los movimientos de aquella presencia, mantenía los brillantes ojos fijados en esa figura que se movía aunque cuando ya estaba detrás fui saliendo sin decir una sola palabra, sin hacer un solo ruido. Ensanchaba la sonrisa de un lado a otro justo cuando al posicionarme detrás y fuera de las plantas vi que ella era una adolescente, una chica bastante guapa al menos desde atrás, ojalá no la cagase con una cara raquítica. - Vaya vaya, ¿Desde cuando dejan salir por las instalaciones a las niñas pequeñas? - Antes de dejarla girarse o responder la agarré de la cadera pegándola de cara a una de las paredes plásticas del invernadero. - Sabes, eres un regalito caído del cielo, ¿Crees en el destino? Bueno, me importa una mierda. Tengo ganas de comer y de que me satisfagan. ¿A que vas a ser una chica buena? - Riendo como un condenado desquiciado la nariz inhalaba descaradamente el aroma desprendido por el pelo de esta chica, me excitaba el solo pensar todo lo que podía hacer con ella ahí en ese invernadero solos.
Ayden Rothwell MyklebustVampiro
avatar
Mensajes : 11
 

http://lustparadise.gratisforo.net/t55-the-crazy-ayden-id

Volver arriba Ir abajo

Re: I'm the crazy leader. Trick or treat? - Priv. Abigail Ashford - [+18] (G.)

Mensaje por Abigail Ashford el Dom Dic 11, 2016 1:06 pm

Dormitorios estudiantiles – 12:00am

Aquel día había transcurrido con normalidad, no había nada realmente destacable en su vida desde que había entrado a estudiar en la academia Paradise, quizás algunas cuestiones eran un tanto incómodas como el hecho de que en ocasiones sus habilidades mágicas no fueran las más excepcionales ni nada similar, pero vamos que era una humana espiritual, no podía compararse con una hechicera jamás aunque esto era algo que no admitiría delante de sus familiares que tanto mal le habían hecho pasar durante su infancia debido a que no podía considerarse a la altura de los más poderosos cuando sus habilidades se encontraban menguadas gracias a esa maldición que le aquejaba desde el día en que nació. En ocasiones podía sentir cuando el cambio se acercaba, cuando las cosas no estaban bien y aquella sombra que se había convertido en su otro yo comenzaba a querer apoderarse de ella, a menudo lograba escapar de sus garras pero en días donde sus ánimos se encontraban bajos, como lo era ese día particularmente, no resultaba tan fácil escapar a la voz en su cabeza.

“¿Qué pasa Abby?, ¿de repente le tienes miedo a tu sombra? jajajaja”

Era imposible conciliar el sueño aunque esto era lo único que deseara, no podía simplemente dormir aquella noche cuando sentía aquellas garras a punto de tomarle del cuello. Finalmente prefirió levantarse de aquella cama y resignarse a que esa sería como otra noche más donde el sueño le evitaba gracias a aquella voz tenebrosa que se hacía presente al cerrar sus ojos. En oportunidades la odiaba con todo su ser y en otras pasaba a ignorarla pero al final parece que cuando buscaba ignorarla es cuando más se manifestaba.
Se levantó y cambió su vestimenta para salir a pasear, no planeaba quedarse encerrada en su habitación hasta que saliera el sol simplemente porque eso era lo que estipulaban las normas de la institución, en ese momento lo último que realmente le importaba era la normativa. Una simple blusa blanca que dejaba entrever uno de sus hombros y así el sujetador verde agua que llevaba puesto, un short de jean azul y una sudadera negra era lo único que vestía junto a unas zapatillas deportivas negras con las cuales podría escabullirse por los pasillos del edificio hasta salir a las áreas verdes. Primeramente tomó su móvil y se asomó por la puerta, por fortuna no había nadie deambulando por allí aunque de seguro se encontraba a uno que otro chico que hacía la típica visita nocturna a su novia o algo similar, era la costumbre y poco le importaba, lo que no deseaba era encontrarse con algún monitor de pasillos o alguno de los de seguridad. Afortunadamente logró salir sin ser vista y para cuando se escabulló entre las sombras de los pasillos no había visto a nadie, a lo lejos divisó la luz de una linterna pero había logrado esconderse entre los arbustos y el guardia no se percató de nada — Uff… estuvo cerca… — murmuró saliendo de entre los arbustos arreglando sus cabellos para mantenerlos limpios de las ramitas que se enredaron en estos.

Una vez fuera de la edificación se veía a lo lejos las luces que provenían de las casas de las fraternidades, al final eran afortunados y con que no salieran de sus casas asignadas durante la noche podían darse el lujo de permanecer despiertos hasta la madrugada si así lo deseaban. Por supuesto que lo más recomendable era que saliera de los lugares iluminados y se le había ocurrido una idea, un sitio que visitar para relajarse un poco y poder deambular sin problemas hasta altas horas, el invernadero, definitivamente ese era el lugar indicado.

Invernadero – Pasadas la 1:00 am

Aquel sitio siempre conseguía relajarle, era parte del club de herbología por su propia afinidad con las plantas y los encantamientos que tuvieran que ver con estas, por ello aprovecharía de atenderlas un poco y ver si esto le agotaba lo suficiente para dormir profundamente sin temor a encontrarse en aquel limbo junto a su otro ser.

Caminaba tranquilamente entre los pasillos del invernadero, dando uno que otro vistazo a las plantas que se encontraban a sus lados, entre ellas se encontraban algunas que había cuidado desde que eran solo semillas y que por fin se habían convertido en pequeños capullos para una planta mucho más grande — Como han crecido… — una tenue sonrisa se dibujaba en su rostro al mencionarlo, por alguna razón la sensación de haber hecho crecer algo con sus propias manos resultaba ser muy alentadora y tranquilizante. Además de esto una idea se le cruzó por la cabeza, el preparar un té o algún somnífero con las plantas adecuadas sería lo ideal para tener un buen descanso reparador esa noche.

Sin embargo aquello no iba a ser tal y como lo planeaba, para cuando se percató en la voz masculina que se dirigía a ella, ya se encontraba rodeada de la cintura y acorralada contra el plástico de una pared — ¡AH! — giró un poco su cabeza para encontrarse con el rostro de la persona que le tenía acorralada, bastaba mirarlo para saber que ese chico no era de fiar, que se trataba de uno de los problemáticos y al no haberle visto jamás lo cierto es que intuía que se trataba de un estudiante universitario — ¿Pero qué demonios crees que haces? — fruncía el ceño notablemente irritada, en momentos como esos sus buenos modales se iban a la basura cuando necesitaba dar a entender perfectamente su molestia — Déjame en paz, no pienso ser comida de nada ni de nadie — se retorcía mientras el joven le mantenía sujetada, por aquella fortaleza que demostraba era más que evidente que se trataba de una criatura sobrenatural… mala idea pues comparado con eso ella era como un bicho fácil de aplastar…
Abigail AshfordHumano Espiritual
avatar
Mensajes : 11
 

http://lustparadise.gratisforo.net/t56-abigail-ashford

Volver arriba Ir abajo

Re: I'm the crazy leader. Trick or treat? - Priv. Abigail Ashford - [+18] (G.)

Mensaje por Ayden Rothwell Myklebust el Dom Ene 22, 2017 4:53 am

Movía el cuerpo de aquella fémina entre las manos a un lado y a otro sonriendo como un desquiciado evidente, la lucha entre ella y yo era bastante patética, no tenía la suficiente fuerza como para hacer frente a la persona que la sujetaba sin esfuerzo. - Aww… No vas a ser una chica buena ¡¡Me encanta la idea!! Juguemos a ser chicos malos, bueno no, tú juega a ser mi víctima, ¡¡No!! Ya sé, juguemos a que esta noche te voy a devorar y te va a gustar, ¡¡No!! Eso sería muy fácil, juguemos a que te vas a portar bien mientras yo disfruto de este manjar que me ofrecen los dioses por ser un chico muy bueno durante toooooooodo el año ¿Si? - Era evidente que jugaba con ella, sentir a una femina asustada era una sensación tan placentera que de ser mujer creo que los pantalones ya estarían mojados, ya sabes y sino, piensa.
No tenía la intención de soltarla, eso era seguro, la agarré con fuerza retirándola del plástico encaminándome hasta una zona más oscura y apartada del invernadero, ahí la eche en el suelo boca abajo sonriendo con demencia. - Te sobrará la ropa esta noche, te lo digo de buena tinta. - La lengua por instinto asomó entre los labios repasándolos hasta brillar con la humedad de la saliva, se la veía tan frágil y delicada que solamente pensar en tomarla por la fuerza y torturarla conseguía en mí una gran erección.  Con lento actuar la mano izquierda recorría la figura femenina desde la cadera subiendo hasta el torso donde se desviaba para llegar a uno de sus pechos sujetándolo con firmeza. - Que tenemos aquí… Oh vaya, aún no estás completamente desarrollada, que deliciosa tentación… - Riendo para los adentros solté el pecho tumbándola bien en el suelo colocándome sobre ella frotando la cara en su omóplato derecho. - Me siento tan solito, ¿Me harás compañía verdad? - La voz se oía ilusionada y feliz aunque nada tenía que ver con ella, la demencia actuaba de una forma imprevisible. - ¿Qué es lo que podemos hacer? Ah ya sé. - La solté levantándome del suelo, como la ropa se había ensuciado la sacudí con golpes firmes y continuos mirándola con una sonrisa esperando que se levantase. - Empezaremos de otra manera. Me disculpo señorita… no sé quién, me llamo Ayden, soy el jefe de la fraternidad Zeta Pi, ¿Tu eres? - El cambio no se debía a más cosa que un cambio de rumbo, quería jugar, eso lo dejé claro pero, de qué forma no.
Con las mismas del bolsillo saqué una chocolatina ofreciéndola en símbolo de paz, no tenía sentido nada de lo que hacía, ni siquiera parecía un niño de preescolar ligándo con una chica del patio de recreos motivo suficiente para desconfiar aunque lo que pasaba por la cabeza nadie jamás lo imaginaría. - Vamos, no muerdo, coge la chocolatina. - Frunciendo el ceño mientras sonreía mostraba una cara bastante descuadrada para la forma de ser normalmente. Estaba pensando en una forma divertida de alimentarme esa noche, si salía bien lo pasaría en grande, no tan bien para ella pero si para mí, suficiente para decidirme a hacerlo. - Una pregunta, ¿Te gusta correr? - Paso tras paso me acercaba a la fémina con descaro. Si, efectivamente, la dejaría huir para atraparla por el camino o sino algo mejor, la mordería, dejaría que escapase y la perseguiría, su sangre se derramaría, me causaría euforia y luego… al atraparla… Me la comería entera sin miramientos. - Ya se, jugaremos a algo si eso no te gusta, haremos verdad o reto, pero no trates de escapar o te alcanzaré y será peor para ti. - Con alegría movía la cabeza a un lado y otro crujiendo los huesos del cuello a su paso, trataba de elegir qué hacer esa noche pero cada idea descartaba la anterior.
Ayden Rothwell MyklebustVampiro
avatar
Mensajes : 11
 

http://lustparadise.gratisforo.net/t55-the-crazy-ayden-id

Volver arriba Ir abajo

Re: I'm the crazy leader. Trick or treat? - Priv. Abigail Ashford - [+18] (G.)

Mensaje por Abigail Ashford el Vie Ene 27, 2017 10:25 am

Aquello era justo lo que le faltaba, las cosas ya eran lo suficientemente complicadas para una humana en esos tiempos como para que incluso tuviera que cuidarse de los lunáticos que acechaban en una institución donde se supone que debería estar a salvo. Ni siquiera había alcanzado a ver quién era su agresor pero lo cierto es que solo su voz le decía lo demente que este era — ¿Jugar? — cuestionó aunque se trataba de una pregunta retórica en un tono más bien sarcástico queriendo dejar en claro su descontento con la idea, internamente estaba intentando comprender lo que estaba pasando y qué clase de cosas pasaban por la mente de aquel desquiciado que le tenía entre sus manos. Sorpresivamente la fémina terminaba en el suelo llevada a la fuerza por el desconocido, para empeorar la situación terminaba siendo manoseada descaradamente y con ello todo su cuerpo se puso en tensión, por su cabeza solo pasaba una cosa y es que aquel sujeto planeaba hacerle cosas en contra de su voluntad sin que nadie pudiera intervenir para ayudarle.

Déjame en paz, no pienso hacerte compañía una mierda — replicó irritada, aquellas palabras no eran nada propias de una dama pero era lo normal cuando se encontraba en una situación donde debía pensar primero en su supervivencia y bienestar físico. A pesar de ya verse como la presa las cosas cambiaron de forma repentina, por un instante le costó reaccionar y levantarse para encarar a la persona en cuestión. Terminó encontrándose con un sujeto de aspecto amenazador, con solo mirarlo bastaba para comprender que ese chico no era para nada normal.

Un tanto desencajada con la situación finalmente organizó un poco sus ideas, cruzándose de brazos la joven miraba fijamente al sujeto, se encontraba hecha una furia y era evidente, en vista de todo lo que estaba pasando y de que claramente estaba tratando con una persona mentalmente desequilibrada lo mejor que podía hacer era seguirle el juego de forma que fuera creíble — Abigail, tú debes ser ese tipo del que todos hablan y del que hay que mantenerse lejos — mencionó, su lenguaje corporal lo decía todo y se mostraba a la defensiva con el pelirrojo, tomó la chocolatina pero de mala gana y por nada del mundo planeaba comerse algo que le ofreciera, a saber lo que esto podría contener.

Depende de qué tanto tenga que correr y por qué — replicó rápidamente, lo siguiente era una amenaza disfrazada era evidente que debería jugar con él por las buenas o por las malas y dudaba que aquel juego fuera uno agradable — ¿Verdad o reto? — cuestionó intentando simular interés aunque no estaba segura de que el chico se lo creyera del todo. “Vamos Abby… déjate llevar y juguemos jajaja!” de nuevo aquella voz dentro de su cabeza asomaba, si había algo que debía controlar era el poder de esa otra parte que pedía a gritos salir y dar rienda suelta a su locura, por el bien de los dos aquella otra persona debía mantenerse enterrada en el fondo de su ser.
Abigail AshfordHumano Espiritual
avatar
Mensajes : 11
 

http://lustparadise.gratisforo.net/t56-abigail-ashford

Volver arriba Ir abajo

Re: I'm the crazy leader. Trick or treat? - Priv. Abigail Ashford - [+18] (G.)

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.